Blog

ago 07, 2012

El Estrés


El estrés se está convirtiendo en la enfermedad del siglo XXI, y se considera la principal causa de muchas enfermedades cardiovasculares, metabólicas, inmunológicas, psiquiátricas y hasta cancerígenas.

Todos en nuestra vida nos hemos encontrado en un punto en el que sentimos que nuestras espaladas están totalmente cargadas por todos esos problemas emocionales, laborales, personales, etc.

Sabes que cada una de ellas nos llevan a un lugar llamado ESTRÉS, pero sabes ¿qué puede ocasionarte esto? Sólo reconociendo el estrés y sus consecuencias, podemos eliminarlo y evitar el daño que nos causa.
Podemos estar estresados y no darnos cuenta.
Podemos sentirnos mal físicamente y no saber que esas molestias estás provocada por el estrés.
Uno de los principales problemas es que con frecuencia ni siquiera nos damos cuenta de nuestro nivel de estrés.

¿Por qué?

  1. Nos acostumbramos a la vida que llevamos y ya no le prestamos atención a lo que sentimos.
  2. Le quitamos importancia, porque creemos que no podemos hacer nada para cambiar lo que está pasando.

Algunas de las consecuencias del estrés son:
  • Ansiedad.
  • Cansancio, agotamiento o pérdida de energía.
  • Dolor en la espalda.
  • Estreñimiento o diarrea.
  • Depresión.
  • Dolores de cabeza.
  • Presión sanguínea alta.
  • Insomnio.
  • Sensación de "falta de aire".
  • Caída del cabello.
  • Tensión en el cuello.
  • Malestar estomacal.
  • Subir o bajar de peso.
  • Cambios de humor.
  • Presión de dientes o mandíbula.
  • Tomar más alcohol, tranquilizantes o otras drogas.
  • Fumar más.
  • Disminución de la autoestima.
  • Problemas en sus relaciones con los demás o en el trabajo.
  • Problemas en diferentes áreas de la vida.
  • Dificultad para tomar decisiones.
  • Cambios en el estilo de vida, sin razón aparente.
  • Propensión a tener accidentes.
  • Etc.

Gripe, gastritis, estreñimiento, diarrea, colitis, úlcera gástrica, migraña, contracturas musculares, artritis, alergias, asma, diabetes mellitus tipo 2, arterioesclerosis, elevación del colesterol y triglicéridos, angina, infartos, cáncer, etc., son algunas de las enfermedades que pueden estar relacionadas con el estrés.

Ahora puede imaginarse lo que el Estrés causa en nuestras vidas pero depende de cada uno de nosotros dejar que esto crezca o disminuya. Te regalamos unos consejos para mejorar este ritmo de vida.
Visita a tu médico, si tus problemas tienen solución, encuéntrala.

Si no la tienen o no depende de ti, fortalece tu organismo con la alimentación, relajación y ejercicios adecuados, para enfrentarlos y adquiere una nueva actitud ante ellos.


CONSEJOS PARA AFRONTAR EL ESTRÉS
  • No se preocupe acerca de las cosas que usted no puede controlar, como el clima.
  • Haga algo acerca de las cosas que si puede controlar.
  • Prepárese lo mejor que pueda para sucesos que usted sabe que pueden ocasionarle estrés.
  • Esfuércese por resolver los conflictos con otras personas.
  • Pídale ayuda a sus amistades, familiares o profesionales.
  • Fíjese metas realísticas en su casa y en el trabajo.
  • Haga ejercicios.
  • Medite.
  • Abandone las actividades diarias que le causan estrés con deportes en grupo, eventos sociales y pasatiempos.
  • Trate de ver un cambio como un desafío positivo, no una amenaza.

PASOS PARA LA RESPIRACIÓN PROFUNDA
  • Recuéstese en una superficie plana.
  • Coloque una mano en el estómago, justamente encima del ombligo. Coloque la otra mano en su pecho.
  • Inhale lentamente y trate de hacer que su estómago se alce.
  • Exhale lentamente y deje que su estómago baje.